INF REND MASC 08: Berrio-Otxoa 52-27 Santurtzi

El infantil rendimiento masculino de Berrio-Otxoa selló su cuarta victoria de la temporada tras vencer por 52-27 a Santurtzi el sábado en el frontón. Los de Santutxu lograron llevarse un partido durísimo, en el que supieron sufrir y tuvieron que desplegar una intensa ración defensiva. Prueba de ello son los 27 puntos que anotó el cuadro visitante, que hasta ese partido promediaba una media de 52,3 tantos por encuentro. Todo apunta a que el conjunto de la Margen Izquierda, a pesar de que solo ha ganado uno de los cuatro encuentros disputados, será uno de los equipos que ocupará una de las plazas altas de la clasificación. Un equipo que, más allá del resultado final, no le puso las cosas fáciles al Berrio-Otxoa ni tampoco a rivales duros como Getxo y Barakaldo en anteriores jornadas.

De hecho, la igualdad reinó en la primera mitad. Ambos equipos comenzaron mostrando una de sus armas más afiladas: la defensa. Ninguno era capaz de conseguir sacar de forma continuada contraataques claros ni puntos en transición, lo que dificultaba anotar canastas sencillas y daba opción a una defensa mucho mejor colocada. Santurtzi hizo mucho daño -especialmente durante la primera parte- a través del bloqueo indirecto en sus saques de banda y fondo y en jugadas estáticas. 10-9 al final del primer acto.

Los dos equipos estaban en terreno desconocido. Tanto los locales como los santurtziarras, que hasta el partido del sábado llevaban una media de 74,3 y 52,3 puntos respectivamente, no terminaban de encontrar su juego. Aunque un pequeño arreón de los de Santutxu al inicio y al final del segundo cuarto les permitió irse con una ligera ventaja de cinco puntos al descanso (20-15).

El tercer acto cambió. Berrio-Otxoa salió a por todas y este fue el cuarto en el que se selló la victoria. El equipo supo correr mucho más y mejor, anotó los tiros libres -hasta este periodo el equipo iba 7/16, en este cuarto se anotaron 4/6-, y los tiros liberados entraron. Un parcial de 24-5 (44-20) dejaba el partido muy de cara para el cuadro rojillo.

A pesar del ligero amago de reacción de Santurtzi en el inicio del último cuarto, el Berrio-Otxoa supo cerrar el partido en un cuarto periodo con la anotación más baja del partido (8-7). Al final, 52-27 en el luminoso, y el Berrio-Otxoa que tiene que pensar ya en Ibaizabal, rival de la próxima semana.